Cómo cambiar un enchufe quemado de forma sencilla

El uso de la corriente eléctrica en nuestra vivienda, por medio de enchufes, bombillas y electrodomésticos de todo tipo, debe obligarnos a mantener siempre una actitud atenta ante cualquier incidencia. Al fin y al cabo, está en juego la seguridad, tanto la nuestra como la de nuestros seres queridos. Por ello, un enchufe quemado debe activar nuestras alarmas, ya que puede producirse por diversas causas y ser, incluso, el reflejo de algún problema de cierta gravedad. Para poder detectar este tipo de situaciones potencialmente peligrosas, y aprender a sustituir un enchufe quemado por otro nuevo, hemos creado este artículo que esperamos que te resulte de utilidad.

enchufe quemado

Las causas de un enchufe quemado

En la mayoría de las ocasiones, cuando nos encontramos en nuestra vivienda con un enchufe quemado, es porque se ha producido una sobrecarga. Esto ocurre, por ejemplo, cuando conectamos, mediante una regleta, varios electrodomésticos a un mismo enchufe. Es algo que siempre debemos evitar. Al fin y al cabo estamos hablando de empalmes (ocurre la misma situación cuando usamos alargadores de cables) que obligan a la red y al propio enchufe a alimentar de corriente a más aparatos eléctricos de aquellos para los que está preparada. Lo habitual es que cuando esto sucede, el Interruptor de Control de Potencia (ICP) que nuestra compañía eléctrica nos ha instalado para nuestra contratación ‘salte’, lo que hará que bajen los termomagnéticos del cuadro de luces de la casa. Otra razón por la que podemos encontrarnos con un enchufe quemado es que lo que se denomina ‘fatiga de materiales’, un fenómeno origina falsos contactos.

Descarga la Guía Gratuita sobre cómo Cambiar Enchufes

Cómo debemos actuar ante un enchufe quemado

En primer lugar, en cuanto detectemos la existencia de un enchufe quemado debemos desenchufar el aparato eléctrico que hayamos conectado a la corriente. La principal recomendación es no tocar, ni mucho menos volver a usar, el enchufe dañado, lo que supondría un serio peligro. Conviene, también, acudir al cuadro de luces para apagar la corriente eléctrica de la estancia en la que se encuentra el enchufe.

Cómo cambiar un enchufe quemado por uno nuevo

Debemos adquirir un enchufe nuevo en alguna ferretería o tienda especializada, siempre comprobando que compramos un dispositivo que cumple con las homologaciones de calidad (CE) y, preferiblemente, que sea de una marca conocida. Para conocer al detalle cómo es el proceso de instalación del nuevo enchufe te recomendamos que leas nuestras recomendaciones de cómo poner un enchufe de forma sencilla y segura y cómo instalar un enchufe empotrado sin olvidar un solo detalle, aunque ya te adelantamos que, después de cortar la corriente y retirar el enchufe quemado con un destornillador, tendrás que asegurarte de que los cables interiores no están también dañados. Recuerda los colores de los cables que encontrarás (el de fase es negro o azul, el neutro es marrón y el verde y amarillo es la toma de tierra). Conéctalos a los bornes correspondientes (fase a ‘L’ y neutro a ‘N’) y después aprieta los tornillos de sujeción y sitúa los embellecedores.

Posts relacionados:

Para saber más te recomendamos esta guía gratuita:

Descarga la guía gratuita sobre bases de enchufe